Ley de Participación Cultural: cómo afecta al Mecenazgo Cultural porteño

0

La recientemente sancionada Ley de Participación Cultural introduce una serie de modificaciones clave al sistema de promoción cultural (Mecenazgo) en la Ciudad de Buenos Aires: se actualizan los criterios de selección, los modos de articulación con el sector privado y, según se señala desde el Ministerio de Cultura,  «asegura una mayor diversidad de proyectos».

Este año ya se introdujo la inscripción mediante  el sistema Trámites a Distancia (TAD), un modo novedoso que busca agilizar y transparentar trámites, y que requirió de encuentros especialmente destinados a que los candidatos a mecenazgo comprendan su funcionamiento.

Según lo expresado en la web del Ministerio, «con el fin de generar una mayor diversidad de propuestas, la Ley de Participación Cultural fomenta la alternancia de proyectos, pudiendo cada aspirante a beneficiario realizar hasta dos presentaciones, de las cuales sólo una podrá ser aprobada. Otra de las novedades es que se priorizarán los proyectos relacionados con inclusión social a través de un mayor aporte por parte de la Ciudad. El Gobierno además, se compromete a brindar mayor difusión a los proyectos aprobados».

Puntualmente, la nueva ley introduce las siguientes modificaciones, que comenzarán a regir a partir de la convocatoria 2019:

– Se elimina la figura del benefactor. Sólo queda la del Patrocinador, permitiendo la posibilidad de asociar la marca del patrocinador al proyecto.

– Se impulsa el financiamiento fiscal decreciente para favorecer alternancia. Los proyectos se presentan hoy reiteradamente y el apoyo del GCBA se mantiene inalterado. Con la nueva ley, empieza en 80%/20%, segundo año 70%/30%, hasta llegar a 50%/50% al cabo de 4 años para proyectos generales.

– Se priorizan los proyectos con impacto social en los cuales el financiamiento del GCBA es del 100%, independientemente de si ya se obtuvo financiamiento en años anteriores.

– Cuando el beneficiario es una persona humana el patrocinador podrá deducir el 100% (es decir, podrá relacionar su marca sin aportar nada directamente sino a través de ingresos brutos, lo cual beneficia a las personas a la hora de salir a buscar patrocinadores).

– Se incluye la facultad del beneficiario de rechazar el aporte ofrecido por el patrocinador. En caso de rechazo, se daría la oportunidad al patrocinador de aportar para otro proyecto y el beneficiario buscar otra empresa patrocinante.

– Se limita la cantidad de presentaciones a dos por aspirante a beneficiario y sólo un proyecto puede ser seleccionado por cada convocatoria, con el fin de favorecer la alternancia.

– Se les va a proveer a los patrocinadores mayor detalle de todos los proyectos aprobados, a través de la página web del Ministerio de Cultura.

– Se crea un Comité Artístico: evaluación con sistema de puntaje para cada proyecto. Integrado por hasta catorce (14) miembros seleccionados entre personas de reconocida trayectoria. Ejercen por un año, pudiendo ser reelegidos un período más. Dicho comité será propuesto por el ejecutivo y validado por el órgano colegiado.

Podés encontrar más información sobre la Ley de Participación Cultural y los cambios que introduce en el sistema de Mecenazgo porteño en este link.

Descargar el texto completo de la Ley de Participación Cultural

Seguí acá las convocatorias anuales para Mecenazgo de la Ciudad de Buenos Aires.

Comments are closed.